Para solicitar una cita , puede ponerse en contacto con nosotros llamando al 950 24 68 68
o al movil 661 582 968
Tambien puede solicitarla enviandonos un e-mail o rellenando este formulario online

 

SOLICITA CITA CERRAR  

 
Estudio de la pareja infértil
Unidad de Diagnóstico Prenatal y Ecografía 3D/4D
Unidad de Reproduccion Humana Asistida
Unidad de Anticoncepción y Evaluación Preconcepcional
Unidad de Patología Mamaria y Ginecología Oncológica
Unidad de Cirugía Endoscópica
Unidad de Climaterio y Menopausia
bootstrap carousel bootstrap carousel

 

   
 
  Noticias
   
 
   

 
     

 
 
EUROPA CONCLUYE QUE LOS SÍNDROMES PUBLICADOS NO SON CAUSADOS POR LA VACUNA CONTRA EL VPH
 
  05/11/2015  
 

 Zosia Chustecka

05 de noviembre 2015

 

A pesar de los constantes informes en los medios de comunicación sobre el desarrollo de diversos síntomas en adolescentes tras la vacunación para el virus del papiloma humano (VPH), y también de los casos documentados en la literatura médica de dos síndromes - síndrome de dolor regional complejo (CRPS) y el síndrome de taquicardia postural ortostática (POTS) - después de dicha vacunación, una opinión muy esperada de la Agencia Europea de Medicamentos (EMA) ha concluido que la "evidencia no apoya que las vacunas causen CRPS o POTS."

Los informes de CRPS y POTS después de la vacunación contra el VPH "son consistentes con lo que se esperaría en este grupo de edad", según la agencia.

Señala la EMA que ambos síndromes ocurren en la población en general, incluidos los adolescentes, independientemente de la vacunación.

CRPS es un síndrome de dolor crónico que afecta a una extremidad, mientras POTS es una condición en la que la frecuencia cardíaca aumenta anormalmente al estar sentado o de pie, junto con síntomas como mareos, desmayos y debilidad, así como dolor de cabeza, dolores y dolores, náuseas y fatiga. En algunas pacientes, estos síndromes pueden afectar gravemente la calidad de vida.

El Comité de Evaluación de Riesgos en Farmacovigilancia del EMA ha completado un examen científico detallado y esta revisión ha concluido que la evidencia no apoya una relación causal entre las vacunas (Cervarix, Gardasil o Silgard y Gardasil 9) y el desarrollo de CRPS o POTS.

"Por lo tanto, no hay razón para cambiar la forma en que se utilizan las vacunas o modificar la información actual de este producto," afirma la EMA. Las vacunas ofrecen protección contra el cáncer de cuello de útero, y se distribuyen en muchos países a través de programas nacionales destinados a las adolescentes, y a veces también en los niños. La EMA ha estimado que más de 72 millones de personas en todo el mundo han sido vacunados.

Así, en palabras del Dr. Blake Windsor "generalmente se habla de una enfermedad viral que precede, que es el desencadenante identificable. Es reduccionista atribuir rápidamente estos tipos de problemas a un solo evento y luego sacar conclusiones que disuadan del uso en otros individuos, no sensibilizados. En teoría, cualquier vacuna o virus podría ser el detonante de estos estados".

 

 

 


 

  
 


 
 

 

 
 
©2014 Web diseñada y programada por Garamasoft | Aviso legal y política de privacidad